Seleccionar página

Laura Rodríguez

“El amor cambia todo y lo puede todo”
Laura Rodríguez | La Lupa Revista Digital

Laura heredó un amor por los animales que la impulsó a dedicarse a ellos. El amor desbordado le ha permitido permanecer en esta lucha que no es fácil pero que tiene la mejor de las recompensas: El amor infinito y la gratitud que ellos dan a cambio. La Lupa conoció la historia de esta mujer que ha dado todo por ellos.


Bueno Laura ¿Cómo eras tú de niña?

Mi amor por los animales creo que empezó desde muy pequeña gracias a mi papá, a mi familia. Desde pequeña mi papá me inculcó el amor por ellos, por todo tipo de animales (risas)… reptiles, acuáticos, absolutamente todos. Entonces desde muy pequeña empecé, incluso mi primer perrito rescatado fue a los ocho años, con mi hermano lo encontramos en la calle perdido, lo cogimos, lo llevamos a nuestra casa y lo tuvimos ahí en recuperación hasta que le encontramos una familia. Entonces así empezó.

 Entonces digamos que el amor de tu papá por los animales fue algo con lo que él también nació…

Sí. También por los papás de él, es decir mis abuelos. Toda mi familia es amante de los animales, sobretodo de los caballos, los perros y los gatos, en especial mi familia paterna.

 ¿Cómo era el ambiente en tu casa cuando chiquita?

Era una lucha porque mi papá siempre era el que me alcahueteaba todo el tema de los animales y mi mamá era un poco más estricta. Pero mi papá siempre que veía un animalito en la calle, más allá del hecho de rescatarlo, era más como enseñándome de donde venía el animal, a que especie pertenecía y el valor que tenía cada uno.

 ¿Qué estudiaste tú?

Diplomacia y Relaciones Internacionales (risas).

 Pero bueno, hiciste tu carrera pero paralelamente a eso, siempre ha estado presente todo el tema de los animales…

Sí, siempre ha estado. En algunos momentos más pausado que en otros. Empecé como voluntaria en Zoonosis pero duré realmente muy poco porque no fui capaz de seguir yendo. Después de eso ya empecé con una labor más independiente hasta que logré constituir la fundación. Pero digamos que no fue una constante en la que cada mes estuviera dedicada 100% rescatando animalitos.

 ¿Y qué hacías las primeras veces que te encontrabas animalitos en la calle?

En aquel momento me los llevaba para mi casa porque vivía en una casa muy grande, tenía mucho espacio. Allí los tenía, los recuperaba y los entregaba en adopción. Buscaba entre mis amigos o entre la familia quién los podría adoptar.

 ¿En qué momento decides volver esto algo más serio?

Fue en el momento en el que empecé a darme cuenta de la problemática tan grande que había con este tema. Había muchas fundaciones las cuales siempre mostraban al animalito de una forma un poco triste, o como diría un amigo, en la pornomiseria (risas). Entonces decidí mostrar otra faceta de ellos, basarme en esa imagen bonita que tienen y en cómo ellos brillan con luz propia.

 A parte de la fundación, cuéntanos un poquito en qué consiste tu trabajo.

Yo trabajo en un negocio familiar de bienes raíces. Muchas de las cosas de mi trabajo las hago desde la casa, entonces manejo mi tiempo. Como es un negocio familiar, mi mamá tampoco me exige marcar tarjeta (risas). Pero realmente, gran parte de mi tiempo, está más que todo dedicado a la fundación.

¿Y existe alguna historia que te haya marcado antes de empezar la fundación?

Ha habido muchas historias que me han marcado. No puedo mencionarte una en específico porque son muchas. Pero una que me marcó y que a raíz de eso empecé fue un perrito que rescaté, ya hace más de seis años. Le puse Dingo. Lo encontré en un barrio en Kennedy, completamente paralítico, mejor dicho, ahí ya era parapléjico. Lo tuve durante un año porque era un perro muy viejito de 14 años, lo dejaron en la mitad de la calle. Lo puse en terapia, logró volver a caminar y a partir de ahí fue que me dije a mí misma que tenía que seguir ayudando a los animalitos.

 ¿Tú crees que esa empatía, ese amor innato que uno tiene por ellos, es algo con lo que uno nace?

Hay gente que nace con ese sentimiento y hay otra que lo va desarrollando. Hemos tratado de inculcar el respeto hacia los animales y ya han venido personas a decirme que no se habían dado cuenta del amor tan grande que hay hacia ellos. Entonces yo creo que es una mezcla de las dos, la gente nace con ese sentimiento, pero se debe desarrollar.

 ¿Pero crees que hay gente que definitivamente no lo tiene?

Sí (risas). Hay gente que definitivamente no lo tiene.

Me imagino que los casos que has visto de abandono y maltrato hacia los animales han sido muy fuertes. Ahí es donde yo me pregunto, ¿Cómo existen personas capaces de hacer esto?

Siempre me lo pregunto yo también y la verdad a mí no me cabe en la cabeza eso. Para mí es un tema de ego, de pronto algo como de trauma que tiene esa persona. Realmente para mí la persona que maltrate a algún animal es una persona psicópata, incluso está comprobado por estudios que las personas que hacen eso, se clasifican como asesinos en potencia.

 Es un enfermo…

Exacto. Es esa cobardía y el sentirse superior a la hora de maltratar un animal. Realmente nunca he logrado entender qué le pasa por la cabeza a una persona a la hora de lastimar a un animal o de abandonarlo. Abandonarlo es lo mismo, es un maltrato.

 ¿Qué le han dado los animales a tu vida?

¡Uy! Muchísimas cosas. La verdad tengo una lista que si la empiezo creo que nunca la terminaríamos.

Un amor verdadero…

Exacto.

Me imagino que así tú seas amante de los animales, tendrás amigos y familiares que no son muy cercanos a ellos. ¿Cómo haces para sembrarles esa empatía que en ti es tan natural?

Realmente han sido muy pocas. La gran mayoría de personas que están en mi círculo son amantes de los animales. Y si bien no todos son amantes, por lo menos los quieren, los respetan, los cuidan. Las que no, he ido un poco como dándoles un espacio en los que pueda enseñarles esa parte bonita de ellos y así poco a poco se van familiarizando, se van conociendo. Es todo un proceso, ¿sabes?

¿Cuáles son los beneficios que trae adoptar un animal?

Muchísimos. Un animal adoptado te va a agradecer todos los días de su vida todo lo que has hecho por él. Una gratitud inmensa que te demuestran todos los días, se esfuerzan todo el tiempo para que te sientas amada, que sientas esa felicidad que ellos también tienen al estar en tu casa. Además de eso, como son animalitos que han sufrido tanto, valoran más lo que estás haciendo por ellos. Es como cuando un niño ha tenido todas las comodidades y otro no, el que no las ha tenido, el día que las tiene seguramente las valora más.

¿Cómo haces para saber si realmente una persona quiere adoptar un animal?

Visito los hogares realizando entrevistas para saber si están preparados para adoptar y pueden asumir la responsabilidad y de esta forma conocer la familia o el adoptante y saber en que condiciones viviría el nuevo integrante de la familia. La energía que transmite es vital y los perros son los mejores receptores de energía. Tú vas desarrollando ese sexto sentido con el tiempo.

¿Qué sueñas lograr con esto, a donde sueñas llevarlo?

Hay muchos sueños, hay muchas metas pero una de esas es que la gente los esterilice, que adopten responsablemente y que exista realmente una cultura de respeto y amor hacia ellos. Que la gente adopte, no compre. En este momento me estoy enfocando mucho en San Andrés y espero lograr grandes resultados allá. Hay mucho abandono y mucha reproducción en la isla.

Tanto amor y tanta dedicación que les has dado a ellos, ¿Crees que la vida te lo ha devuelto?

Sí, totalmente. La vida te retribuye todo lo bueno que tú haces por ellos desinteresadamente.

¿Se te ha retribuido no solamente con ellos sino en otros aspectos de tu vida?

Sí, totalmente. Yo me siento afortunada en todo (risas). Como dice el dicho, al que obra bien, le va bien.

¿Qué tanto ayuda la gente con este tema?

Los que ayudan casi siempre son los mismos. Pero si bien hay gente que ayuda, hay otra que no. Hay gente que promete mucho pero al final no sale con nada.

¿Sueñas con casarte, con tener una familia?

Sí, pero por ahora no (risas).

Te toca conseguir un novio que ame los perros…

Lo tengo (risas). Él es mi mano derecha, el que siempre me apoya en todo esto. Me ayuda acompañándome a algunas visitas a hogares antes de dar en adopción al animalito, en rescates, pero igual él tiene su trabajo, es abogado, entonces es en sus tiempos libres que me ayuda con la fundación.

Pero eso sí, hijos vas a tener muchísimos toda la vida…

Exacto, por ahora suficiente con estos que tengo de 4 patas (risas).

 Hablemos un poco de ellos…

Una es Annie, ella es una perrita rescatada en Bucaramanga. Estaba con una familia que la maltrataba constantemente. Nunca la sacaban a pasear, la golpeaban mucho, una perrita con muchos traumas. Hoy en día su único trauma es que no la estén cargando (risas). Entonces lo que hice con Annie fue que muchas veces las personas se ponen a la defensiva con uno, y como dicen por ahí, si no puedes con el enemigo, únete a él. Y eso hice con la persona que la tenía. Empecé a concientizarla poco a poco hasta que logré traerla conmigo a Bogotá.

Tequila es otra de mis hijas. Ella tiene una historia muy triste, fue encontrada golpeada y abandonada en una caja de cartón. Tenía edemas, fracturas, una parálisis, no controlaba esfínteres. La tuve un año en recuperación, con terapias físicas y tratamiento neurológico. Logró caminar, pero camina de una forma extraña porque no controla del todo sus extremidades, pero igual, así y todo, es una perrita que vive completamente feliz.

Holly es una perrita rescatada en Providencia. Ella tenía un problema de sarna muy fuerte, junto con su compañerito, que también lo rescaté, y él ya tiene un hogar. Holly y yo ya vamos para tres años juntas.

También tengo una gata rescatada de Cali.

¿Perro o gato?

Los dos. Son dos mundos totalmente diferentes. El gato es mucho más independiente, mucho más misterioso. La gente dice que no son agradecidos, pero sí lo son. Y eso de que perros y gatos no se la llevan bien es mentira, solo es cuestión de educarlos y socializarlos.

Y acá en esta casa, ¿Cómo es la cuestión de la dormida? ¿Duermen todos juntos?

Se acomodan según sus días y el genio que tengan (risas). Cada quien tiene su cama, pero por ejemplo, Annie y Tequila duermen casi siempre juntas, son súper amigas. Y Holly duerme casi siempre con la gatica. Holly es un poco odiosa a la hora de dormir, no le gusta que la incomoden, que la rocen, mucho menos que la empujen.

¿A qué le tienes miedo?

¡Ay Dios! A morirme y que no haya quedado nada para ellos. Es decir, que ellos queden desprotegidos y que no haya logrado cumplir todas las metas que les tengo prometidas.

¿Qué no perdonas tú?

El maltrato, las mentiras y el engaño.

¿Y qué no te perdonarías a ti misma?

No poder dar todo lo que estoy segura que puedo dar de mí misma.

¿Y sientes que lo has dado todo?

Hasta ahora sí, pero falta más (risas). Ahí voy en el camino.

¿Cómo te describirías en tres palabras?

Luchadora, persistente y amante de los animales (risas).

¿Tienes alguna frase de cabecera?

Sí. El amor cambia todo y lo puede todo.

¿A qué le pones La Lupa en tu vida?

Bueno le pongo La Lupa a que haya realmente una afinidad cuando hablo con las personas y que sean grandes seres humanos.

 

La Lupa en frases

Directorio de entrevistas A – Z

Jaqueline Brandwayn

¨El arte me ha dado toda la fascinación, el entendimiento, el poder satisfacer mis inquietudes.¨

Clemencia Vargas

¨Creo en el baile y en el movimiento como una herramienta potente y única para generar transformaciones.¨

Adolfo Zableh

“Sabía que de alguna manera algo me tenía que inventar para ser oído. Por eso escogí escribir”

Alejandra Azcárate

“Me gusta un estado de cordura no permanente. Creo que una alta dosis de irresponsabilidad es deliciosa en la vida.”

Alejandro Cuellar

“En la cocina el criterio solo existe cuando ha habido experiencia.”

Alexandra Santos

“Entendí que tenía que aprender a soltar para dejarme sorprender un poco más por la vida.”

Alejandro Riaño

“Este trabajo me ha dejado un amor por la vida y un amor por lo que hago que no puedo describir.”

Amalia Andrade

“He sido muy terca en querer creer que la vida está llena de magia.”

Ana Wills

“Actuar es un trabajo muy difícil y un estilo de vida complicado. Pero todo es una experiencia, hay papeles que te cambian la vida.”

Andy Gaitán

¨Siempre me he dejado llevar, hay que ser arriesgado¨

Andrea Novoa

“Tenía una voz interna que me decía que tenía que hacer esto como fuera”

Antonina Canal

“Hay que romper la rigidez y fluir. Soy una aventurera, una gitana”

Beatriz Fernández

“Soy una revolucionaria de las leyes. Mi ley es la ley del amor. Detesto la rigidez”

Beto Gaitán

¨Nunca me ha gustado comer cuento. Siempre me ha gustado indagar, ir más allá.”

Carlos Villa

“Con el violín se crea un vínculo muy fuerte. No es solo emocional sino físico y emocional.”

Catalina Escobar

“Yo tengo un motor adentro, yo trabajo en sintonía con mi hijo. Él y yo somos socios en esto.”

Daniella Álvarez

“Los sacrificios y la disciplina me han hecho alcanzar lo que siempre quiero”

Daniella Moscarella

“Siempre he sido diferente. Nunca me ha gustado ser una niña más del montón.”

Diana Alvarado

“Es duro saber que yo tuve que darle más de la mitad de mi vida a la guerra. Nunca me imaginé que habría más oportunidades para mí.”

Diego Sáenz

¨Uno se preocupa por qué hacer pero es mejor saber lo que no quieres hacer¨

Duván Barato

“Me desmovilicé buscando una oportunidad de mejorar mi vida, pero entré a una sociedad que señala, estigmatiza, rechaza y aisla.”

Elkin Serna

¨El sufrimiento que he vivido, me hizo armarme de valor.¨

Emmanuel Esparza

“Para ser actor no es suficiente ser bueno. Hay que ser obsesivo.”

Felipe Acosta

“Las ideas me han nacido por necesidades y casualidades de la vida. Yo las he sabido leer.¨

Francisco Santos

“Cuando uno se salva de un secuestro de Pablo Escobar el miedo se acaba. Yo viví con la muerte ocho meses”

Geraldine Pomato

“Soy una mujer obstinada, trabajo por lo que quiero hasta que lo logro. Con Wikimujeres fue así”

Gustavo Yacamán

“Pongo mi mente en blanco antes de poner el pie en el acelerador”

Jaime Lombana

“Yo presiento siempre lo que va a pasar. Sé cuándo voy a ganar y cuándo no”

Jorge Duque

“El día que dejé de esconder quién era, dejé de pelear conmigo mismo”

Juan Felipe Samper

¨Seguir los sueños, con todo lo romanticón que suena, siempre va a ser válido, siempre va a ser lo más chévere¨

Juan Pablo Socarrás

“Si la vida me había dado tantas oportunidades era por algo. Me dediqué a luchar por este sueño”

Laura Tobón

“Me lo propuse, lo soñé y lo luché y todo ha llegado en medidas que nunca imaginé”

Mabel Moreno

“Tengo un alma muy libre, pero también una cabeza que me pone todos los límites. Soy mi mayor juez.”

Marcelo Rozo

“No hay nada en la vida como levantar un trofeo. Es como tener el mundo en las manos”

María Del Rosario Guerra

“Mi disciplina, mi formación cristiana y mi preparación académica son lo que me ha permitido lograr todo en la vida.”

Marianela González

“Pareciera que soy conservadora pero no. Todo lo que sea distinto a la costumbre me atrae mucho. Soy muy curiosa”

Marta Lucía Ramirez

“Soy una persona estricta, coherente, con mucho compromiso por Colombia, a veces demasiado cuadriculada.”

Natalia Espitia

“Entendí que la mejor manera de transformar y sanar mi vida era ayudando a las niñas a vencer el miedo”

Natalia Ponce de León

“Escogí el camino de levantarme y hacerme grande. Esto fue un renacer, reinventarme desde cero.”

Oscar Iván Zuluaga

“A mi no me obsesiona el poder. Me obsesiona poder trabajar por los demás.”

Paloma Valencia

“Siempre he querido cambiar el mundo. Me hace falta ver que sí se puede”

Paula López

“Aprendí a abrazar mi realidad y entendí que el perdón y la felicidad son una decisión.”

Paulina Laponte

“Entendí que hay que aprender a fluir con la vida. En el camino encontré muchos talentos y pasiones que no conocía.”

Pilar Schmitt

“Trabajo en una cosa completamente diferente a lo que yo soy”

Regis Ortiz

“El proceso de reinserción no fue fácil. Pero cuando veo a mi mamá y a mi hijo sé que todo ha valido la pena.”

Santiago Prieto

“El camino es infinito. Lo más difícil es persistir, perseverar y resistir”

Tata Gnecco

“Si a tu sueño le pones un poquito de disciplina y empuje, lo consigues ”

Tito Puccetti

¨En mi carrera he hecho muchos sacrificios. Y sí, he tenido suerte, pero ha sido una suerte buscada.”

Yaneth Waldman

¨Yo soy terca en buscar la felicidad todos los días de mi vida.”

Vladdo

“Soy inquieto, sarcástico, malpensado. Tengo cara de bravo pero soy una melcocha.”

Laura Rodríguez | La Lupa Revista Digital
Laura Rodríguez | La Lupa Revista Digital
Laura Rodríguez | La Lupa Revista Digital
Summary
Laura Rodríguez
Article Name
Laura Rodríguez
Description
Laura Rodríguez, nos cuenta sobre su infancia, el ambiente y entorno familiar, sus estudios y su trabajo en la fundación.
Author
Publisher Name
www.la-lupa.com
Publisher Logo

Pin It on Pinterest

Shares
Share This

Share This

Share this post with your friends!